Síguenos
Fagor Professional Blog | Tendencias y consejos | La importancia del interiorismo en los restaurantes

La importancia del interiorismo en los restaurantes

Al igual que es importante una buena presentación de los platos una vez lleguen a la mesa de los comensales, también es importante dedicarle tiempo al diseño interior de los restaurantes. éste tiene que ser un elemento diferenciador y tendrá que ser acorde al estilo del establecimiento, además de mostrar una personalidad única y no pasar desapercibido. Como se suele decir, ¡se come por los ojos!

El restaurante se ha convertido en el lugar al que los clientes van a pasar un buen rato y, además de ir a comer bien, también buscan un ambiente agradable en todos los sentidos. Pero ojo, el interiorismo de un local tiene que estar al servicio tanto de la clientela como de los trabajadores. La funcionalidad y la estética nunca han ido tan de la mano como a la hora de diseñar y decorar un establecimiento hostelero.

A la hora de llevar a cabo el diseño de un restaurante, tendremos que prestar suma atención a determinados aspectos y factores:

  1. El negocio. Lo primordial es conocer y entender el negocio, saber su sector y modelo de negocio, así­ como su público objetivo. Además, tendremos que analizar la competencia para poder diferenciarnos de ella.

 

  1. El tipo de cocina. En base al tipo de cocina que se vaya a elaborar y servir en el local, tendremos que decantarnos hacia un diseño u otro. Cocina tradicional, cocina vanguardista, cocina fusión… Seguro que, al leerlo, te ha venido a la cabeza un estilo de decoración concreto, ¡a eso hay que llegar!

 

  1. Estética y funcionalidad. El interiorismo es un arte en el que se conjuga la estética y la funcionalidad y en un restaurante no es menos. Hay que pensar en la comodidad tanto del comensal como del servicio, ya que para que el negocio funcione, además de ser bonito y agradable, tendrá que ser funcional. En ello derivará directamente la experiencia del cliente y el funcionamiento del establecimiento.

 

  1. La comodidad. Al margen de la estética, otro aspecto relevante es la comodidad de los clientes.
    • La acústica, hay que pensar en una buena acústica que no obligue a los comensales a tener que elevar excesivamente el tono de voz para poder mantener una conversación;
    • La iluminación, evitando deslumbramientos, sombras incómodas, etc.;
    • La climatización, para evitar que nuestros comensales pasen frí­o o calor, así­ como asegurar una buena calidad del aire evitando malos olores;
    • La comodidad del mobiliario, evitaremos así­ sillas incómodas, mesas demasiado altas (o bajas) y demás mobiliario que pueda resultar perjudicial para la buena experiencia de los clientes.

Por otro lado, teniendo en cuenta que vivimos en un mundo donde las nuevas tecnologí­as y las redes sociales se han convertido en la mayor herramienta de promoción y reconocimiento de un negocio, tendremos que encontrar un estilo con el que nos sintamos cómodos, a la vez que invitemos a nuestros comensales a compartir su momento de ocio en redes sociales. Cuando se añade un elemento distintivo que llama la atención sin abrumar, conseguiremos que nuestros clientes lo compartan en redes y se produzca el efecto llamada entre sus seguidores.

En definitiva, el diseño de interiores es una parte relevante para el éxito de los restaurantes por lo que merece que le dediquemos el tiempo y la inversión necesarios.

Deja un comentario.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.