Síguenos
Fagor Professional Blog | Tendencias y consejos | Gestión digital de la lista de espera y de las terrazas

Gestión digital de la lista de espera y de las terrazas

Debido a las restricciones de aforo y, sobre todo, a la seguridad y buen funcionamiento de un establecimiento, la gestión digital de las listas de espera ha cobrado una gran importancia en los últimos meses.

Llevar el control desde el restaurante de las listas de espera para interior y exterior permite establecer un ví­nculo con el cliente, permitiendo crear una relación de fidelidad al evitar esperas incómodas. Los clientes se aseguran estar en un espacio donde la seguridad prima y, además, en el que se respire un ambiente agradable. No es cómodo estar sentado en una mesa en el interior de un restaurante o en la terraza y observar una cola de personas esperando a que termines tu consumición para poder sentarse en la mesa.

Para evitar estas situaciones incómodas, además de evitar posibles disputas en la misma cola de espera, está creciendo el número de aplicaciones móviles a través de las que los propios clientes pueden ver el aforo en tiempo real de los interiores y exteriores de bares y restaurantes.

Esto permite ofrecer a nuestros clientes esa seguridad añadida, mostrando el aforo real del local y el porcentaje de ocupación respecto al aforo total permitido. Además, una funcionalidad añadida y de gran valor para atraer a los clientes es la posibilidad de realizar una reserva rápida, permitiéndoles en el momento en el que se libere una mesa, tenerla asegurada. De esta manera, los usuarios no tienen que acercarse al establecimiento para conocer su situación y pueden así­ aprovechar el tiempo de espera.

Normalmente, a través de un SMS se le informa al cliente de que puede acercarse al local para disfrutar de su momento. Además, un punto a favor de este sistema de gestión digital de las listas de espera es que se pueden incluir aquellas mesas que se quedan vací­as por reservas canceladas o comensales que no se han presentado a la hora indicada, por lo que las pérdidas derivadas por los no-shows se minimizan.

Con todo ello, lograremos que nuestros clientes se levanten con buen sabor de boca (en todos los sentidos), repitan y recomienden nuestro establecimiento a otras personas.

Deja un comentario.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.